Acceso de Alumnos Alumnos
  • Síguenos en Facebook
  • Síguenos en Twitter
  • Síguenos en Instagram
  • Sucribete en nuestro canal de youtube

[vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»true» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» mask_style=»50″][vc_column alt_color=»» alt_bg_color=»» text_align=»» padding_size=»» el_class=»» width=»1/1″][heading title=»La Reforma Integral en Educación Básica 2009″ sub_title=»Boletín #38″ style=»1″][/vc_column][/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»][vc_column alt_color=»» alt_bg_color=»» text_align=»» padding_size=»» el_class=»» width=»1/1″][vc_column_text]La Reforma Integral en Educación Básica  2009, y sus efectos en la práctica educativa de los docentes de la zona escolar federalizada 190, durante el ciclo escolar 2012-2013.

 

Por el Dr. Juan Ramón Martínez Rodríguez.

Egresado  del Programa Doctoral en Ciencias de la Educación de la Universidad Santander.

 

INTRODUCCIÓN

En las últimas décadas del siglo XX, los sistemas educativos de la mayoría de los países de América Latina dieron inicio a  complejos procesos de reforma en materia educativa, mismos que se han caracterizado fundamentalmente,  por los principios de  transformación de la gestión, así como por una renovación significativa en el ámbito pedagógico. En este rubro tan importante para el desarrollo social, económico y político de toda nación, México no ha sido  la excepción, y  de igual forma desde 1992, dio  inicio de manera sistemática con una serie de reformas y acuerdos educativos a efecto de eficientar al Sistema Educativo Nacional, y los procesos en los que subyacen los principios formativos, legislados constitucionalmente.

El abordaje de la temática en este caso, es inherente  a la Reforma Integral en Educción Básica (RIEB 2009) para maestros de educación primaria, la cual establece un vínculo de continuidad que integra una suma de esfuerzos precedentes, ya que tiende a recuperar la visión de José Vasconcelos para “reconocer, en la universalidad de la educación, el espacio propicio para construir y recrear nuestro ser como mexicano; el esfuerzo metódico y constante desplegado para organizar el Plan de once años, impulsado por Jaime Torres Bodet, que logró movilizar recursos económicos, fiscales, políticos y sociales, para proyectar en su momento una meta, sin duda necesaria, pero que parecía inalcanzable: la expansión y el mejoramiento de la educación primaria, la fundación del Instituto de Capacitación del Magisterio y la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos” ( Acuerdo 592:13).

Actualmente, para entender  la funcionalidad y principios del sistema educativo nacional, se hace  necesario  representar lo que significa reformar la gestión y transformar la pedagogía, ya que estos aspectos de la acción educativa, están vinculados con decisiones que tienen que ver con la centralización o descentralización de la administración;  los montos del financiamiento, así como su distribución, destino y uso; la ampliación de la educación obligatoria; la introducción de sistemas de evaluación; el desarrollo de programas compensatorios; la formación inicial y continua de los docentes; y la vinculación entre los niveles de educación básica, así como la infraestructura educativa.

Ante esto, hablar de la reforma educativa, es referirse a una reconfiguración en el perfil de la atención en cobertura y la calidad formativa (docentes y alumnos), apoyados en los principios  educativos que rigen el curriculum oculto y abierto del propio sistema. Es importante mencionar que de acuerdo al esquema estructural  de la reforma, esta, más allá de la reorganización del sistema en educación básica,  la  restructuración del plan y los programas de estudio, subyace en la revaloración del profesorado, en su ser, saber, y hacer, como parte esencial  del desarrollo profesional, que se refleja de manera operativa en la reforma misma.

Es importante considerar que la participación de los docentes en el proceso de reforma,  se manifiesta bajo una perspectiva de conocimiento, intervención y mejora continua;  ya que en el estriba la dinámica de funcionalidad de los nuevos preceptos educativos emanados de la misma. Ante esto, es necesario partir por enunciar como una hipótesis en que medida, la Reforma Integral en Educación Básica  2009, como una modificación del sistema educativo, contribuye a la mejora de la  práctica educativa de los docentes de la zona escolar federalizada 190, durante el ciclo escolar 2012-2013.

En este sentido uno de los aspectos  primordiales que fundamentan este trabajo, es considerar el impacto de la Reforma Integral en Educación Básica, en  la práctica educativa del profesor, tomando como referente de acción el método cualitativo para la estructuración del análisis del proceso de reforma y el impacto en la práctica educativa del profesorado, Hernández (2003) menciona que este tipo de metodología consiste en hacer descripciones detalladas de situaciones, eventos, personas, interacciones y comportamientos que son observables. Además incorpora lo que los participantes dicen, sus experiencias, actitudes, creencias, pensamientos y reflexiones tal como son expresadas por ellos mismos y no como uno los describe.

 

DESARROLLO

Para dimensionar que es lo que  se busca con la reforma,   es imperioso cuestionarse ¿Por qué es necesaria una reforma educativa con rango constitucional en nuestro país?, a fin de situarnos en la actualidad de nuestro sistema educativo nacional, y dimensionar si realmente este cumple  con el mandato constitucional para que todos los ciudadanos tengan acceso a la educación, y si realmente garantiza la igualdad de oportunidades educativas. Con esta premisa básica los que de alguna u otra manera formamos parte del sistema Educativo Nacional, nos damos cuenta de que este, funciona a través de un circuito que desde hace décadas ha generado condiciones de rezago, proyectando las desigualdades sociales que privan en el país, aunado a un proceso irreversible de la depreciación de la calidad de la enseñanza y del capital social.

Actualmente, tanto padres de familia, el magisterio, intelectuales, las universidades, organizaciones no gubernamentales y, en general, quienes conforman la comunidad educativa, desde diversos foros se han pronunciado por una transformación integral del modelo educativo, planeada, consensuada, de fondo, con objetivos y metas mensurables. En una palabra: una política de Estado educativa alejada de los cambios de gobierno, régimen político o de partidos en el poder, que garantice el financiamiento del Estado-Federación a la educación y los servicios educativos del ocho por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), como lo establece el artículo 25 de la Ley General de Educación, el cual también dispone que de ese presupuesto se debe asignar, al menos, “el 1% del producto interno bruto a la investigación científica y al desarrollo tecnológico en las Instituciones de Educación Superior Públicas”.

En cierta medida, el sistema educativo nacional cumple con muchas de las disposiciones establecidas en nuestra legislación, como el artículo tercero de la Ley General de Educación que dispone que “el Estado está obligado a prestar servicios educativos para que toda la población pueda cursar la educación preescolar, la primaria y la secundaria”.

Se ha alcanzado la universalización de la educación primaria, pero a la par han crecido fenómenos de inequidad, de deserción escolar en los niveles de secundaria y educación media superior, aunados a un grave déficit en cuanto a infraestructura educativa; es decir, se tiene una calidad de la educación diferenciada entre modalidades educativas, entre grupos y regiones del país, entre el noreste y el suroeste, entre las escuelas de las grandes urbes y las zonas marginadas y las de tipo comunitaria, indígena y telesecundarias. En las escuelas multigrado, por ejemplo, un mismo docente atiende a niños de varios grados; en los cursos comunitarios no es un maestro profesional, sino un joven de la comunidad que tiene secundaria. Estos servicios difícilmente pueden ofrecer una enseñanza de la misma calidad que una escuela de organización completa, con maestros profesionales y suficiente equipo.

Es indudable que actualmente se ha agudizado la problemática de la educación en el país y que, frente a los nuevos parámetros de medición (aceptados como estándares de competencia económica desde que se abrió el país a los mercados internacionales), los retos son tanto más grandes, como inéditos en muchos casos. Por eso, desde el inicio de la actual gestión del gobierno federal  se reconoció la urgencia de elevar la calidad de la educación a través de una reforma del sistema educativo, en virtud de que estamos ante un verdadero cambio de época que ha puesto a todas las naciones en el predicamento de decidir si se permanece igual o se asume el reto de “lanzarnos con todo en la construcción de un país moderno”.

De hecho, ante la necesidad revertir el bajo nivel de desarrollo de competencias y elevar los índices de aprovechamiento de los estudiantes, fue suscrita la Alianza por la Calidad de la Educación (ACE), una iniciativa impulsada por el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), avalada por el gobierno federal, a la que se sumaron gobiernos locales, pero prácticamente hasta ahí se agotó el consenso, ante la falta de acuerdos respecto a la ruta que se tienen que seguir para alcanzar la tan anhelada calidad educativa.

La reforma estructural que requiere el país para elevar la calidad de la educación es y debe ser  inaplazable. Se tiene que hacer un esfuerzo compartido, sin caer en la tentación fácil de la crítica contra algún sector del proceso educativo. La modificación en los modelos de aprendizaje, docencia y organización educativa le corresponde al Estado nacional. Los esfuerzos por tener una mayor competitividad y productividad de la fuerza laboral, el replanteamiento de las relaciones entre los maestros, las autoridades y la sociedad civil, así como la redefinición del rol que deben jugar los maestros ante los desafíos futuros de sus alumnos, tienen que ser articulados y encabezados por las autoridades responsables de la planificación y administración de la educación en las entidades del país.

Estamos frente a un momento de definiciones. No hay otro camino más que avanzar en el proceso educativo en términos de calidad y equidad, porque de esta manera se podrán cerrar las brechas de desigualdad y pobreza que padece el país. Y mientras en el país analizamos y debatimos qué rumbo debe tomar la educación, otras naciones en el mundo con economías similares a la nuestra como India, Corea, Taiwán y a nivel regional Brasil y Chile  están avanzando en los cambios estructurales de sus sistema educativos que han permitido elevar su calidad educativa, renovando sus esquemas de competitividad económica.

 

CONCLUSIÓN

La reforma, por su naturaleza tiende a ser un referente  directo en los proceso de mejora educativa, considera como parte medular, el enfoque por competencias, así como la intervención de la práctica del profesorado en este rubro; considerando para tal que,  un profesor debe pensar el fenómeno educativo desde diferentes facetas, esto es; debe analizar si lo que realiza en su salón de clases tiene los resultados que desea, esto implica la observación inmediata de su pertinencia y eficacia, pero a la vez, en el impacto real de sus acciones,  con el afán de definir el sentido formativo que las prácticas educativas escolares tienen, y si estas contribuyen a preparar al alumno para incorporarse de manera productiva (competente) a la sociedad de la cual forma parte.

La premisa básica, de este proceso es considerar como un cuestionamiento si realmente ¿La Reforma Integral en Educación Básica  2009, contribuirá a la mejora de la  práctica educativa de los docentes de la zona escolar federalizada 190, durante el ciclo escolar 2012-2013?

 

BIBLIOGRAFIA

HERNÁNDEZ Rojas, Gerardo. Paradigmas en psicología de la educación. Editorial Paidós Mexicana S.A. México, D.F., 1998

PERRENOUD, Philippe. Cuando la Escuela Pretende Preparar para la Vida. Editorial GRAO. Barcelona, 2012

SEP (2011) Acuerdo 592, Articulación de la educación básica. Ed. SEP, México.

SEP (2009) Plan de estudios. Ed. SEP, México.

SEP (2010) Reforma integral de la educación básica, Ed, SEP, México.[/vc_column_text][link_button title=»Regresar al boletín» link=»url:http%3A%2F%2Fus8.campaign-archive2.com%2F%3Fu%3Dc57ed4a0260fe9534b11a588d%26id%3D620f92c144%26e%3Da3046edaf1||»][/vc_column][/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row][vc_row alt_color=»» alt_bg_color=»» parallax=»» full_width=»» full_screen=»» background_overlay=»» mask=»» mask_style=»50″ vertical_align=»» padding_size=»» el_class=»»]
[/vc_row]